Chabel Extreme


A principios de los ochenta, tras la llegada de Barbie a todos los establecimientos de aquél entonces del país, los diseñadores de Chabel pensaron en una línea de juguetes amenos a la vez que divertidos para niñas. La competencia era muy fuerte y no era fácil salir adelante en un mercado tan agresivo como era el de los juguetes por aquél entonces.
Con el eslogan ¨Como tú quieres ser¨ se presentaron en las ferias del juguete del país teniendo una buena aceptación por el público, sobre todo el más directo: las niñas.
Rondaban finales de 1984 y Chabel Vacaciones fue una de las primeras líneas de accesorios creadas para Chabel que incluirían infinidad de accesorios por cada estancia ó muñeca, sobre todo en sus primeros años y ediciones.
Chabel estaba subiendo como la espuma en poco tiempo e iba obteniendo sus frutos.
Era una moderna adolescente con cuerpo de niña a la que no le debía faltar ningún complemento y era una excelente ama de casa, una gran aventurera y deportista de élite así que fue difícil dejar pasar por desapercibida esta linea tan completa, aunque estuviera a tán sólo unos centímetros de la mansión de la americana Barbie.
Chabel representaba a las futuras mujeres españolas: trabajadoras, estudiantes, independientes y solidarias.
De estas muñecas apenas quedan existencias que actualmente estén nuevas ó sin deteriorar, tienen demasiado tiempo y se hicieron pocas unidades, la competencia con Barbie lo ponía realmente difícil, pero aún es posible encontrarlas y en buen estado.
Casi al mismo tiempo, y en vista del éxito, unos meses después, llegaría la primera Villa, la más completa de todas las fabricadas.
Era la villa ideal para Chabel. Al igual que a Barbie, los jugueteros alicantinos idearon estas casas parecidas, menos rosas y recargadas, pero más completas y prácticas para Chabel.
La primera villa se lanza al mercado en la navidad de 1984 y hasta ese año Chabel apenas era una muñeca conocida, poner publicidad en televisión era imposible de pagar pues apenas había presupuesto y los catálogos que hicieron eran muy limitados, pero a finales de 1986, después de vender unas cuantas lineas, será cuando realmente la conocerán las niñas mediante la publicidad en televisión.

Conocida como la Villa Grande de Chabel, podéis observar en la fotografía que poco o nada tiene que ver con la villa que se cerraba en un maletín, la que la mayoría de coleccionistas conocen, contenía lo mismo que en los módulos que se venderían sueltos pero todo en uno, aunque su tamaño era un poco exagerado no le faltaba detalle.
Esta era más grande y aparatosa que las dos que le siguieron pero venía muchísimo más equipada: dormitorio con armario, cama abatible y escritorio; una cocina completísima con armarios y electrodomésticos, sala de estar con sofá y televisión, un precioso cuarto de baño con w.c, lavabo, botiquín, banqueta para sentarse y un enorme espejo para mirarse lo guapa que era, terraza con barbacoa y jardín con farolas y buzón todo en una planta, no le faltaba el más mínimo detalle!.
Debo añadir que además del mobiliario, la villa traía todos los útiles para la cocina, el baño, dormitorio, coordinados de cama y cortinas.

* Chabel reportera.
Como una auténtica periodista y siempre a la última venía equipada esta Chabel que no se pierde detalle de nada con su cámara de vídeo. Provista de visera para no deslumbrarse con el sol y con su cámara con vídeo de 8mms integrado rodaba sus propios vídeos caseros y filmaba sus propias aventuras. Iba vestida con un traje de pantalón y chaqueta mimetizados para camuflarse entre la flora salvaje y sacar así las mejores instantáneas en pleno corazón de la naturaleza.


* Chabel acampada.
Siempre que tiene algo de tiempo libre le gusta disfrutarlo de acampada ó de viaje con sus amigos e ir a la montaña a un albergue y encender una hoguera para contar las mejores historias de miedo alrededor. Esta vez venía dispuesta de un conjunto muy campestre a la vez que cómodo con sus vaqueros oscuros, su camisa tipo leñador a cuadros y un gorro de lana para no pasar frío en la noche. El blister además contenía una tienda de campaña, nevera y alimentos para que no la faltase nada a Chabel en sus paseos al campo.

* Chabel en la alta montaña.
Las mejores pistas de esquí de Europa fueron visitadas por nuestra amiga Chabel. Ésta sería la primera pero no la última vez que veríamos a Chabel equipada para el deporte en la nieve.
Vestía con ropa cálida, afelpada, jersey de punto calentito, gorro de lana con una enorme bola y pantalones adecuados para el deporte sobre la nieve. No le faltaban tampoco los bastones, esquís, botas y gafas para practicar su deporte favorito en la nieve.


* Chabel colegiala.
Al ser tan joven aún le quedan muchas cosas por aprender y qué mejor que cursar estudios en un colegio privado para recibir una buena educación, lo que nunca reveló fue en cual. Para ir a clase siempre llevó sus walkman y una gorra para no pasar frío. De esos estudios aprendería multitud de oficios con los cuales montaría varios negocios, pero ésta no sería la única muñeca que iría uniformada, años más tarde se lanzaría una línea más amplia, seis modelos, con el mismo propósito: la moda en las aulas. Si encontráis ésta muñeca, advertiros de que se hicieron con distintas versiones del uniforme.

* Chabel vacaciones.
Al ser alicantina tiene el mar cerquita y siempre que puede se escapa a la playa a tomar el sol con este fresco y sencillo vestido veraniego. La brisa marina la relaja mucho, pero por si da mucho el sol se lleva su sombrilla en la bolsa.
Cada una de estas muñecas variaría en el color del atuendo y en el peinado y no sería la primera vez. No le faltaba de nada a este modelo tan estival: sombrilla, bañador, toalla, gorro para el sol y nevera con bebidas frescas para reponerse del calor.

* Chabel y su windsurf.
Cualquier deporte extremo está hecho para Chabel, es la Lara Croft de los ochenta. Tiene un interés particular en experimentar con diferentes formas, a menudo extremas, de transporte. Ésta Chabel vendría equipada en traje de baño y salvavidas y con una moderna tabla de windsurf preparada con un motor eléctrico con funcionamiento a pilas muy innovador para la época.
Años más tarde aparecerían la bici y la moto tándem, dos vehículos adaptados a las necesidades de Chabel y con sistemas de motor muy parecidos.

MÓDULOS INDIVIDUALES
Todas los módulos venían siempre en su caja con la muñeca o individualmente sin ella y multitud de accesorios de juego. Cuando veáis una caja de módulo a la venta y supuestamente nueva, pedirle al vendedor que os fotografíe todos los laterales puesto que en uno de ellos dice si está incluida la muñeca. Si debería de llevarla y no la incluye, el valor de venta del módulo disminuye.
Si tienes posibilidad de adquirirlos tú que estás leyendo ésto, son todo un tesoro.
A finales de 1984 nació Chabel cargada de sorpresas; la muñeca española de los ochenta por excelencia y a partir de ese mismo año comenzó su fulminante carrera marcada por una serie de infortunios que impedirían su continuidad en el mercado juguetero pero que no por ello se perdería en el olvido.
Nunca tuvieron tampoco los creativos de Chabel muy claro cuántos modelos de muñeca debían de sacar por cada línea, unas colecciones serían de tres modelos, las primeras de uno, otras cuatro y hasta seis muñecas distintas por colección.
En 1987 se empezarían a sustituir los completos blisters de sus comienzos por cajas más sencillas peladas en accesorios para la muñeca pero siempre acompañados con un regalo para ti misma: un lazo, broche y pendientes, monedero etc. y el ya clásico portafotos con la Chabel del modelo adquirido ó de su familia.


* Chabel y su toilette.
Al igual que muchas jovencitas Chabel es una coqueta y se asea diariamente en este maravilloso cuarto de baño salga o no. No habrá un día que no salga de casa sin su ducha diaria, sus cremas y perfumes. Le encanta mirarse en el espejo!



* La cocina de Chabel.
Chabel es una experta cocinera. Sus padres de vinilo, que aún no han nacido, se van a sentir muy orgullosos de ella, lo que nunca llegarían a pensar es que se montaría en un futuro no muy lejano su propia hamburguesería, eso ocurriría con la llegada masiva de franquicias en los años noventa.

* Dormitorio de Chabel.
Para su futuro piensa en una buena carrera, aún no sabe cuál, pero ella ya se prepara en su cuarto de estudios que es uno de los sitios que más la relaja, rodeada de las fotos de sus amigos y de todas sus cosas. Cuando se cansa de estudiar se echa en su blanda cama para descansar y conciliar el sueño y cuando no la usa todo queda guardado en un armario abatible.



* Chabel y su heladería.
Chabel es una artista heladera como buen alicantino que se precie, y por ese mismo motivo, como una auténtica emprendedora montó su propio establecimiento de helados artesanos allá por 1984 al que no la faltaba detalle ( bolitas de helado, cucuruchos, polos, mesa, silla y sombrilla para sentarte a tomar un refrigerio, botes para barquillos..) pero no sería el único negocio que se montaría, a éste le seguirían unos cuantos más.


* Chabel y su clínica.
Una de las cosas que más le gusta hacer a Chabel es ayudar a los demás, por ello cursó enfermería para montar su primera clínica equipada con lo último en rayos X, camillas, básculas y todo tipo de material para curas, estudios que varios años después le permitirían tener un centro de urgencias móvil completamente equipado con el mejor personal cualificado trabajando con ella.



* Chabel y su boutique.
Chabel hace de todo, igual te cose un remiendo que te arregla un descosido, y como por encima de todas las cosas es una gran amante de la moda, se saca unas pelillas extras en una boutique de moda los fines de semana, se confecciona su propia ropa y así ayuda en casa con la economía familiar.
Ésta era más sencilla que las anteriores pero no le faltaba de nada: rollos de tela, plancha a vapor y tabla, maniquí, mesa de trabajo, burro para colgar la ropa una vez está arreglada...


*Chabel y su salón esteticienne.
De toda la vida se dijo que tenía una peluqueria y...era cierto! A Chabel desde sus comienzos se le relacionó con el mundo de la moda y la imagen, fue una pionera en el campo, así que no era de extrañar que en sus colecciones fuera a incluir tocadores y estuches de belleza.
Como principal elemento decorativo tenia el enorme espejo con unos focos en la parte superior (no contenía luz) y un tocador de punta a punta con lavabo, secador de pie, silla, banqueta y todos los pequeños complementos que necesitaba Chabel para llevar a rendimiento máximo su salón de belleza: teléfono para no perder ni una sola cita de las clientas, cremas, champús, rizadores...de todo, en fin!

A Chabel de Feber